Mapa Castilla-La Mancha Mapa Albacete Mapa Ciudad Real Mapa Cuenca Mapa Guadalajara Mapa Toledo

Webmaster: C. Torres

 
 

Furgón de correo

LÍNEAS DE FERROCARRIL

Cinco Casas a Tomelloso

 
Historia del ferrocarril
 

Hay que remontarse hasta el año 1852 para encontrar los primeros intentos de conectar la comarca vitivinícola de Tomelloso por ferrocarril. En ese año se aprueba el ferrocarril que enlazaría Socuéllamos (en la línea de Almansa que estaba en construcción) con Ciudad Real, pasando por Almagro, Manzanares, Argamasilla de Alba y Tomelloso.

El 6 de marzo de 1853 se inician los trabajos. La llegada de Espartero al Gobierno en 1854, supone un giro en la politica ferroviaria y por Ley de 9 de marzo de 1855 se anula el contrato del Ferrocarril de Socuéllamos a Ciudad Real tal y como estaba planteado, procediéndose al año siguiente a realizar una nueva redacción del proyecto que consistía en situar en Alcázar de San Juan el punto de bifurcación del ferrocarril con la línea a Almansa, como cabecera de la línea de Extremadura y Portugal. Esto suponía la supresión de las estaciones en los pueblos de Argamasilla y Tomelloso, al discurrir el trazado hasta Manzanares con una orientación norte-sur, lejos de estos municipios (ver Ferrocarril Socuéllamos a Ciudad Real).

En 1860 llega el Ferrocarril a Manzanares y un año después a Ciudad Real. Este hecho representaba una clara ventaja para sus competidores en la producción vinícola al tener acceso a mejores medios de transporte para sus productos.

Esta inferioridad, forzó a que la localidad de Tomelloso tuviera que especializarse en otro tipo de actividad vinculada a la industria vitivinícola pero que supusiera una disminución de los costes de transporte, lo cual pudo ser el origen de la destilación de alcoholes, tan arraigada en la localidad.

Hacia 1873 surge un nuevo proyecto para unir Tomelloso con Ventas de Herrera mediante un ferrocarril de vía estrecha, proyecto que no prosperó. Hubo incluso varias iniciativas del propio Ayuntamiento de Tomelloso que tampoco prosperaron. Una en 1890 para unir la localidad con la estación de Argamasilla (actual Cinco Casas) y otra en 1904 según la cual se llegó a aprobar una subvención de 500.000 pesetas en diez años.

No fue hasta 1907, cuando comienza a materializarse esta antigua aspiración al autorizar el Gobierno, por Ley de 30 de agosto de 1907, la concesión de un ferrocarril de vía ancha y de utilidad pública, que partiendo de la estación de Argamasilla de Alba (en la línea de Alcázar a Ciudad Real) y pasando por el pueblo del mismo nombre, llegase hasta Tomelloso con arreglo al proyecto presentado con fecha 27 de mayo de 1908 por Francisco Martínez Ramírez.

Por Real orden de 11 de octubre de 1912 se le otorga la concesión con sujeción al proyecto previamente aprobado por Real orden de 27 de mayo de 1908 y al pliego de condiciones particulares que regulaba dicha concesión, aprobado por Real orden de 18 de julio de 1911, y que había sido aceptado en todas sus partes por Francisco Martínez Ramírez con fecha 9 de octubre de 1912.

Las obras fueron realizadas por la Compañía MZA utilizando materiales y elementos de vía de la Compañía ya usados. Técnicamente el trazado no planteó ninguna dificultad al discurrir a través de una llanura.

El 15 de enero de 1914 se inaugura el primer tramo hasta el pueblo de Argamasilla de Alba, pasando años más tarde a denominarse Cinco Casas la estación de enlace y asignando a la estación de la nueva línea el topónimo de la localidad. El 10 de septiembre el ferrocarril llega a Tomelloso. Pese a lo esperado del acontecimiento no hubo ningún tipo de inauguración oficial.

La explotación corrió a cargo de MZA que cobraba un arbitrio de 5 céntimos por arroba de vino transportada, con la que se pretendía costear los gastos de construcción. Hacia 1920 MZA abandona la explotación a causa de los negativos balances económicos, quedando en manos de la Compañía Cinco Casas a Tomelloso.

Con objeto de aumentar la rentabilidad se estudia la prolongación del tendido hasta Río Záncara, en la línea de Almansa. Sin embargo, la construcción de una estación de clasificación en Alcázar de San Juan y no en Cinco Casas como inicialmente estaba previsto, abortó la prolongación, de la que se llegó a realizar alguna obra y de la que puede observarse en la actualidad algún resto aislado.

La explotación por parte de esta compañía no mejoró los resultados económicos hasta que finalmente se integra en RENFE en el año 1941 con el resto de ferrocarriles de ancho ibérico. Con la integración se vivieron momentos de esplendor tanto en lo referente al transporte de mercancías, fundamentalmente vinos y alcoholes, como al de viajeros, al no existir medios de transporte alternativos.

Es en la década de los años 60 cuando el ferrocarril registra un importante incremento de tráfico y a comienzo de 1970, cuando comienza su decadencia. La competencia de la carretera se hace patente evidenciando el desfase de la línea en la que no se había efectuado mejora alguna. Esta situación conduce a que por carta de la Dirección General fechada el 5 de junio de 1970, se ordene el cierre al servicio de viajeros.

Por Circular nº 78 de la 2ª zona se dispone la supresión de los servicios a partir de las 0:00 horas del 21 de noviembre de 1970, si bien continuó hasta su clausura a finales de los 80 el transporte de mercancías. En los años 90 se procede al desmantelamiento del ferrocarril.

Descripción técnica de la línea
Con una longitud de 19,250 Km, el ferrocarril contaba con una estación intermedia en Argamasilla de Alba, situada en el p.k. 13,271. De época posterior es el apeadero de Las Moyas, ubicado en el p.k. 6 concebida para dar servicio a las numerosas fincas de labor situadas en torno a la línea. Como únicas obras de fábrica cabe resaltar un pequeño puente metálico sobre el canal del Alto Guadiana de 13,20 m de longitud y 7 m de luz y otro de 16,650 m de longitud y 4,70 m de luz sobre el canal del Chorro.

Las escasas curvas que describía el trazado eran de amplio radio, destacando tan solo las de los p.k. 0,300 y p.k. 12,800 con radios de 400 y 450 m respectivamente. La recta más larga (6.348,85 m) discurría desde el p.k. 5,1 hasta el p.k. 11,5.

El perfil describía una casi inapreciable subida desde su inicio hasta el p.k. 14 en el que alcanzaba la cota máxima de 671,79 m de altitud, a partir del cual iniciaba un suave descenso hasta los 664,99 m de cota al final del trazado.

Las rasantes máximas correspondían a las rampas de 3 milésimas en el p.k. 4,800 y a la de 5 milésimas en el p.k. 13,300; la pendiente máxima la encontramos en el p.k. 14,200 con unas 3 milésimas en 200 metros.

Explotación
El material propio del Ferrocarril Cinco Casas a Tomelloso se reduce al automotor construido en 1937, equipado con un motor Ford de 18 CV y 18 plazas de capacidad. Respecto a la circulación del material motor, estuvo catalogada en los primeros años en RENFE como del grupo A, es decir con limitación de carga máxima por eje de 14 Tm para locomotoras de vapor y de 16 Tm para diesel y eléctrica.

La Instrucción nº 1 de 1949, relativa a cargas máximas que podían remolcar las locomotoras en las líneas del grupo 3º contemplaba para esta línea la serie 030 2.013-2.059 con 350 Tm entre Cinco Casas y Argamasilla y de 450 Tm entre esta localidad y Tomelloso. Entre las locomotoras diesel de línea sólo las series 308 y 313 eran aptas habiendo circulado solo unidades de la primera de las series.

La Circular General nº 29 de Explotación de 20 de marzo de 1955 estableció que a las 11 horas del día 14 de mayo se llevaría a cabo el cambio en el código de señales, aplicándose a partir de tal fecha el Reglamento de Señales de 1954 y la Instrucción General nº 40 de 20 de diciembre de 1953 dejando sin aplicación el Reglamento de Señales de 1949, hasta entonces en vigor.

En los años 50, el servicio de viajeros se prestaba con cuatro circulaciones en cada sentido. Tres de ellas mediante un automotor con 3ª clase -trenes 2402, 2404 y 2406/2401, 2403 y 2405- que invertían 40 minutos en el recorrido, con parada en el apeadero de Las Moyas y Argamasilla. La cuarta circulación la efectuaba el Correo 488/487 con 1ª y 3ª clases que tardaba cinco minutos más que los automotores. Partía de Cinco Casas a las 23:10 con llegada a Tomelloso a las 23:55. En sentido inverso la salida era a las 7:05 con llegada a las 7:50 horas.

En los años 60 se implanta un servicio Ómnibus (1442/1441) Tipo 70, a diferencia de los automotores y mercancías que eran Tipo 50, lo que reducía el tiempo de viaje a 30 minutos.

En abril de 1971, suprimido ya el servicio de viajeros, la consigna serie C nº 114 de la 2ª zona establece las normas a seguir por las circulaciones de mercancías que recorrieran la línea ante los pasos a nivel y un año más tarde mediante consigna A/C se asegura la circulación de trenes de mercancías por la línea en régimen de maniobras, convirtiendo las estaciones de Argamasilla de Alba y Tomelloso en cargaderos.

En los últimos años cabe resaltar la circulación del tren especial "Manantial del Vino" el 5 de abril de 1987, con motivo de la celebración en Tomelloso de la semana cultural dedicada al Ferrocarril. Este singular convoy compuesto por la locomotora diesel 308.039.7 y cuatro coches BB.4, fue una de las últimas circulaciones que registró la línea.

Situación actual
Antes de su desmantelamiento, la Asociación Manchega de Amigos del Ferrocarril de Ciudad Real organizó una marcha a pie por la línea el día 24 de octubre de 1992, en la que participaron una treintena de miembros de aficionados de varias Asociaciones.

Con fecha 1 de julio de 1998, los Ayuntamientos de Alcázar de San Juan, Argamasilla de Alba y Tomelloso suscribieron con la Unidad de Negocio de Patrimonio-Renfe un Convenio para la creación de una “Vía Verde”, aprovechando la totalidad de la traza de la línea.

Pese a que meses después Renfe procedió a desmantelar todas las instalaciones de vía, a excepción de los tres tramos metálicos sobre los ríos, los Ayuntamientos no han cumplido su compromiso, con lo que la Vía Verde, hasta la fecha, no se ha llevado a efecto.

En la actualidad se conserva en perfecto estado el edificio de la estación de Tomelloso, ya que después de ser rehabilitado, el Ayuntamiento ha ubicado en él Dependencias Municipales relacionadas con el empleo.

El edificio y los terrenos de la estación de Argamasilla de Alba, que tienen una superficie de 34.212 metros cuadrados, fueron expropiados de mutuo acuerdo por su Ayuntamiento el día 9 de octubre de 1997.

 
 
Subir
© Federación Castellano Manchega de Amigos del Ferrocarril
Web optimizada para una resolución de 1024 x 768 píxeles
Información sobre la Web - Aviso Legal